Por José Gandour @gandour

Si alguien ha comprendido las posibilidades contemporáneas de la música folclórica colombiana ha sido Pablo  el Señor Gaviria. Este productor y dj, quien desde hace unos años reside en Suiza, desde siempre ha sido adicto a la experimentación, a buscar nuevas ventanas en sonidos tradicionales, a intentar reinventar lo que algunos creen que ya está definitivamente hecho de manera indestructible. Desde los tiempos de su antiguo lugar de trabajo, Mono Estudios, en Bogotá, donde se reunían personajes de todas las regiones de su país y por donde pasaban buena parte de los artistas europeos en la ruta de su exploración de exóticos ritmos bailables, Gaviria siempre trabajó en formato laboratorio. Visitar en ese entonces a su estudio era saber que algo nuevo se cocinaba, ya sea porque había llegado un percusionista del Chocó, una cantaora del Caribe o un productor de origen croata. En su espacio se crearon diversos proyectos, entre los cuales los más reconocidos fueron Pulenta (una mezcla inicialmente de tango y rock, que luego se transformó en fusión afropunk), y Los Transatlánticos (una visión latino/europea de la fusión electrotropical). Ahora, viviendo seguramente en medio de la tranquilidad de los Alpes, no para igual su labor musical.

Hace poco comentamos de su proyecto, junto con otros artistas colombianos residentes en el viejo continente, llamado Banana Sound Cartel. Ahora volvemos con el Señor Gaviria y su publicación reciente en Soundcloud titulada Edits. En este trabajo de libre audición incluye 4 tracks donde acude a la licuadora sonora y mete en el mismo recipiente cumbia psicodélica,  pedacitos de bhangra, hip hop y techno. A punta de cortar y pegar y reimaginar atrevidos contextos mestizos, nos propone renovados aires de baile que, por lo que nos informan, incendian las pistas de baile de los clubes underground de España, Alemania y otros paises del entorno. Edits es el resumen de una labor artística divertida, inteligente e intensa, apta para todo aquel en el planeta que simplemente quiera mover sus huesos sin complejo y sin prejuicios.

En fín, el Señor Gaviria está llenando de sabor al viejo continente.

Comparta con sus amigos
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com

Pin It on Pinterest

Share This