La cruda alegría de Cuchillo Sánchez

Compartir

cuchilloPor José Gandour @gandour

Hay momentos que el cuerpo pide simple rock´n´roll para celebrar la vida. Se trata de armar el festejo a punta de una buena guitarra, una voz insolente, melodías directas y buenas referencias del sonido clásico, el que nos ha emocionado toda la vida sin complicarnos la cabeza. Hay bandas que no pretenden irse por el lado de las sofisticaciones y toman la ruta del sonido seguro y emocionante que proporciona esa aliviante sensación de simpleza y sencillo confort sonoro, y lo hacen bien. Esta claro, ya lo dijo Mick Jagger: “It´s only rock´n´roll but I like it”. Esto es música que parece cerveza para el espíritu. Eso es lo que hace la banda uruguaya Cuchillo Sánchez y los Cobardes.

Esta agrupación afincada en Montevideo acaba de publicar su Ep. Viejas primicias, un compilado de 5 canciones, grabadas de manera cruda, directa, donde no existen las arandelas ni los adornos innecesarios. Algunos oyentes de gusto exquisito podrán quejarse que, estando en pleno siglo 21, con tantos aparatos raros a nuestra disposición y tanta necesidad publicitaria de lograr el nuevo sabor sonoro para el deleite de los vanguardistas, haya aún una banda que conserve alma “rolinga” y que haga un cover de Hanoi Rocks (I want you) sin acudir a efectos estrafalarios, pero la verdad es que de vez en cuando viene bien que alguien nos recuerde por qué algunas formas musicales siguen siguen siendo placenteras sin complicarnos la vida.

Cuchillo Sánchez y los Cobardes posiblemente no tendrán la oportunidad de romper la historia del rock en dos, pero se nota que su desparpajo los divierte y que su fórmula para ser felices es contagiosa. Entonces, ¿para qué nos sirve quejarnos? Mas bien, amigo lector, busque su veneno líquido favorito y únase a la fiesta que nos propone este conjunto uruguayo, que nos sugiere sentir las notas en nuestras venas, dejando las complicaciones atrás.

 

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com
Ir a la barra de herramientas