Gracias por compartir!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Por Equipo de Zonagirante.com @zonagirante

De MónacoSomos

Lo primero: La canción es preciosa y confirma el buen quehacer que tiene este dúo chileno a la hora de presentar sus tonadas, estén en una misma habitación o no. Y esto último hay que decirlo, porque es el hilo conductor de este video: Sin saber cuanto durará en algunos países este encierro, ellos fueron trabajando a distancia y, de paso, registrando cada parte del proceso de su comunicación para luego, como lo dicen al principio del clip, tener confianza en que el resultado sería el adecuado. Y, la verdad, es que lo visto en pantalla, después de una interesante edición, es inspirador, ya que logran contar de una manera entretenida una buena historia de creación y de desarrollo de una idea que, como dijimos al empezar el párrafo, genera como resultado una grabación que suena muy bien. Gran trabajo.

MengersTiempos 

Esto parece el resumen de una operación clandestina, una grabación hecha rompiendo los límites de la ley de la cuarentena, con los riesgos pertinentes para la ocasión. Y, combinado eso al sonido corrosivo de esta banda mexicana, podemos, para el entretenimiento de los lectores, armar todas las teorías de la conspiración que se nos ocurran. Este clip es la feliz consecuencia de una salida irregular por las calles de una increíblemente vacía ciudad, donde sólo se ven rondando los indigentes desprotegidos por el sistema. Para darle más dramatismo al asunto, se acude al uso de archivos de imágenes de vieja data, que le ayudan a lograr esa estética low fi que emulan los reportajes de invasiones extraterrestres o abducciones masivas controladas desde el espacio exterior.

Martín BuscagliaChuza

Hemos visto varias veces este video y no podemos evitar decir ,cada vez que finaliza la reproducción, que este es el tipo de locura estética que esperábamos de Buscaglia, así es su música. Este uruguayo está dispuesto siempre a quebrar todos los estéreotipos y todos los clichés de la industria musical y, aún así, seguir llegando a miles de personas, que disfrutan sin prejuicio y, más bien, con gozo, su arte. Este clip parece un viaje lisérgico donde el músico se transforma en un montón de figuras estrambóticas que pasan de la ternura al infierno, sin dejar nunca de invitar al baile y a la celebración. Al contrario de lo que dice en la canción, ya tenemos suficientes pruebas que certifican que tenemos un genio al frente nuestro cuyo buen esfuerzo artístico reside en intentar (y lograr) confundirnos, haciéndonos felices en el proceso.


HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com