Rubio y la explosión colorida de Las Plantas

Por José Gandour @gandour

Si algún día nos corresponde hacer un listado exigente de los talentos más destacados de la música latinoamericana del momento, debemos incluir sin lugar a dudas a la chilena Fran Straube. Ella, cuya imagen ya establece signos evidentes de vanguardia, es verdadera inventora de sonidos y de exquisitas canciones. Su trabajo en Miss Garrison y en su proyecto personal, Rubio, nos hace confiar y recordar que la música, ese aire tan corrompido en estos días con fórmulas asfixiantes y limitadas, tiene en sus manos posibilidades evidentes de ser materia hermosa que merece ser celebrada. No creo exagerar cuando insisto en describir las labores artísticas de Straube como extraordinarias y aliviadoras. Ella tiene una obsesión en crear texturas exquisitas cuya misión es crear el marco perfecto para caer seducido en cada una de sus composiciones. Pero de su obra no salen simples arandelas que encandilan de manera vacía al oyente: Son capas de oro sonoro que construyen una figura total que resplandece y sacude el alma sin pausa.

Las Plantas, nuevo sencillo de Rubio, viene además promocionado con un video sencillo pero exacto en sus pautas. Todo se desarrolla en una casa abandonada invadida de vegetación agreste, donde el color es el protagonista. El clip marca con precisos desenfoques los tiempos de la canción y la fotografía establecida  se disfruta de principio a fin. Straube se mueve con confianza frente a la cámara y sabe imprimir la tensión de la grabación con simples espasmos. Ella, teniendo el lente de testigo, sabe bailar su propia música y su cuerpo  oscila delicadamente logrando plasmar una explicación coherente de lo que suena. El esquema del clip parece inocente pero logra envolver al espectador de manera firme y efectiva. Es un buen trabajo que merece ser visto varias veces.

Poco a poco el público seguidor de la música de Fran Straube, en cualquiera de sus posibilidades, va creciendo. Insistimos: En un mercado donde la repetición de la repetidera y la mediocridad de los discursos se impone, lo que hace esta chilena cura de manera satisfactoria tanta herida auditiva que sufrimos todos los días.

 

 

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com
Ir a la barra de herramientas